Cuando se trata de tu propio negocio pierdes perspectiva

Esto es así para quienes emprendemos en solitario.

No es falta de esfuerzo, sabes que ofreces un producto o servicio de calidad pero los resultados de tu proyecto no terminan de ser los que esperabas. 

Y ves cómo a tu competencia le va mejor, aun siendo más mediocres que tú y te preguntas: ¿qué narices está pasando aquí?

Yo te lo digo: los árboles no te dejan ver el bosque. 

Lo bueno es que esto tiene solución. 

He sido la primera en cometer errores con respecto a mi negocio y mi propia marca. Errores que no cometía en la comunicación de mis clientes, a quienes conseguía sobre todo por recomendación. 

Pero lo que yo quería era poder llegar a nuevos clientes en frío. Que nada más llegar a mi contenido en la web, o en las redes sociales, ya tuvieran claro a qué me dedico, que vieran que soy buena en lo que hago y que conectaran tanto con mi mensaje que quisieran trabajar conmigo. 

Así que empecé a aplicarme un principio muy, pero que muy sencillo: coherencia. 

Salir de mi propia espiral individual y aplicar los filtros objetivos de estrategia y de branding que ya sabía que funcionaban. 

Utilizar para mi marca personal todo lo que hago y enseño para otros. 

Y funciona. 

Un simple cambio de perspectiva, una hoja de ruta de pequeños cambios que dan grandes resultados. 

Por eso he creado este servicio.

Porque sé que hay quien no está en el punto de delegar su comunicación, pero quiere hacerlo bien y necesita esa perspectiva que te da la visión de otra persona.

Pero no vale alguien que te quiere tanto como un amigo o que por compromiso te vaya a decir que todo lo haces bien. Necesitas a alguien externo sin implicaciones personales.

Y mejor si esa persona se dedica al marketing ¿verdad?

¡Reunámonos!

¿Quieres saber cómo lo haremos?

  1. Me pondré en contacto contigo para pasarte un formulario de preguntas. Necesito saber qué objetivos tienes con tu negocio para ver si tu comunicación está enfocada hacia ellos. 
  2. Investigaré toda tu presencia online para ver qué percepción puede tener tu cliente.
  3. Después concertaremos nuestra cita con Calendly y nos reuniremos. Te contaré mis valoraciones y te daré propuestas de mejora. 
  4. Recibirás una grabación de nuestra sesión por si quieres repasarla y un documento de “hoja de ruta” con todas las acciones que llevar a cabo. 
  5. Tendrás un mes de apoyo vía email por si te surge cualquier duda. 

¿Te interesa?

¿Qué se ve en este tipo de sesiones?

Podemos trabajar sobre: 

  • Tu marca personal: presencia y autoridad de marca
  • Optimización de perfiles en redes sociales
  • Tu embudo de ventas: que el cliente no se pierda antes de la compra
  • Estrategias de contenido: ¿están dirigidas a tus objetivos?
  • Plan de alcance: ¿cómo llegar a más gente?
  • Diseño de campañas: lazamientos o evergreen
  • Objetivos concretos: solo dime lo que necesitas en el formulario, y nos ponemos con ello.

¿Qué incluye?

  • Sesión 1 a 1
  • Análisis de tu presencia online
  • Reunión de 1h30
  • Grabación de la sesión
  • Propuestas para mejorar tu marca
  • Hoja de ruta
  • 1 mes de apoyo vía email para resolver dudas

150.00 €

Preguntas frecuentes

Que no son muy frecuentes, pero son dudillas que te podrían surgir.

Tengo una disponibilidad complicada para reunirme ¿es eso un problema?

Te entiendo. Mis tiempos también están muy limitados. Precisamente esa es una de las ventajas de este servicio, solo tendremos que encontrar un rato de hora y media.

Tú rellenas los formularios en tu tiempo de trabajo, yo te investigo a fondo de forma individual. Si la disponibilidad que te doy en Calendly para reunirnos no te sirve, dímelo y encontraremos otro momento. Después de nuestra reunión, aplicas lo hablado cuando puedas, y te ayudaré vía email durante un mes. 

¿No es un poco caro para una hora y media?

Si te parece un precio caro, este servicio no es para ti.
Pero aun así, te lo voy a justificar para que no te quede ninguna duda de que este precio sale muy a cuenta: 

  • En primer lugar, yo no cobro por mi tiempo, sino por lo que hay en mi cabeza. 
  • Además, una hora y media es el tiempo que paso contigo en una reunión online. Antes de eso, habré pasado tiempo investigando toda tu presencia digital, analizando cuáles son tus fortalezas y qué mensajes se pueden mejorar. Después de nuestra reunión, elaboraré un documento personalizado con las acciones a realizar que sirve exclusivamente para ti. 
  • Durante un mes entero, podrás preguntarme lo que quieras que tenga que ver con la aplicación de la estrategia de marketing que hemos hablado y que tienes definida en tu hoja de ruta. 

Saber cómo mejorar la comunicación de tu negocio solo puede hacerte ahorrar dinero (y tiempo, que son lo mismo). 

¿Y si no tengo ni idea de marketing podré aplicarlo?

El marketing está en todo. Cuando quieres convencer a tu pareja de ver una película y no otra, le convences haciendo “marketing” de esa película. 

A lo mejor, lo que no sabes es aplicar ese mismo principio a la comunicación digital de tu negocio. 

Yo siempre te hablaré en un idioma que tú entiendas, y te daré las herramientas que necesites para aplicar tu estrategia. 

¿Cuándo empezaré a ver los resultados?

Esto no es una ciencia exacta. Dependiendo de cada caso, habrá que retocar mucho o poco. Algunos cambios llevan más tiempo de echarle una pensada y otros de ejecución. 

Sí te puedo decir que cuando haces cosas, pasan cosas y cuando afinas el tiro, aciertas. Yo te ayudaré a mejorar tu puntería. 

Y si se te ocurre alguna pregunta más, puedes preguntármela aquí.